El destino finalmente nos ha alcanzado. Los profetas del desastre teníamos razón. En 1998 los venezolanos decidimos cambiar de rumbo sin tener claro el camino y los que nos costaría. Los venezolanos hemos demostrado que los pueblos se equivocan. Haber entregado el poder a un personaje que previamente trato de arrebatárnoslo por la fuerza fue […]

Leer más de esta entrada