Entre 2004 y mediados de 2008 los precios petroleros experimentaron un sostenido e intenso crecimiento, generando sólidos aumentos de los ingresos públicos. Ello llevó al gobierno a implementar una política de gasto fuertemente expansiva, inyectándose a la economía ingentes recursos que expandían la oferta de dinero y estimulaban el consumo y la producción, traduciéndose esto […]

Leer más de esta entrada