Hora del Este (Miami)

Sintonizar desde su reproductor favorito ...

Winamp, iTunes Windows Media Player Real Player QuickTime Proxy Web

lunes, 10 de octubre de 2016

Enfoque Magazine 3

Enfoque Magazine 3


DON SINDULFO Y ALGUNOS PERSONAJES DEL GHETO

Posted: 09 Oct 2016 12:04 PM PDT

  –Pase don Sindulfo, pase… le estábamos esperando.
Los peculiares toques en la puerta de la redacción del periódico anunciaban que don Sindulfo había llegado, para cumplir con la cita que tenía con el director de Enfoque 3, que acompañado –como siempre– de Adam Dehoy,  jefe de redacción del periódico, le esperaba.
– Espero que me traiga usted alguna noticia importante, – prosiguió el director– y no vaya a ocurrir lo que con el ciclón Matthew, que luego de amenazarnos se fue sin ocuparse de nosotros... Lo que por demás ha sido una muy buena noticia.
– No señor. Yo cumplo, si le digo que vengo…vengo…
–Bueno, pero no siempre usted cumple, pues todavía no me ha traído ese reportaje tan importante con que nos amenazó, al momento de negociar con nosotros su incorporación al periódico… y  aunque, reconozco, que nos ha brindado algunas muy interesantes informaciones, aun no llega esa historia que podría hacer temblar el piso de algunas personalidades locales.– ¡Cálmese usted! Reconozco que no han sido personajes tan importantes como ellos mismo se han creído ser, pero algo, siempre les he traído de interés, o al menos curioso. Como por ejemplo, que ahora Eladio José Armesto, que ha estado involucrado fuertemente en la crisis del Colegio de Periodistas de Cuba en el Exilio, que tiene a esta organización al borde de su disolución, luego de haber sido dolorosamente dividida, está involucrado en otro escándalo, en la dirección de la Camacol. Donde hay acusaciones del intento de "golpe de Estado" por parte, en este caso de la vicepresidenta, que dice desconocer al presidente. Y el señor Eladio José Armesto se encuentra dentro de este guirigay, aunque no se de que parte. De cualquier forma está dentro de la crisis, lo que lo hace sospechoso…

– ¡Entiendo que así sea! Se pudiera pensar que es un "busca problemas", en especial porque ambas organizaciones han sido creadas por cubanos exiliados, y habría que ver a quién beneficia esas crisis…
– Debo agregarles, que el señor Armesto también está entre los que acusan al ex presidente Bush, de ser el responsable del derribo de las torres de New York…
– ¡Que barbaridad…No me diga usted eso! ¿Y cuál es su opinión?
– Yo no doy opiniones señor director, yo solo doy informaciones… pero creo que alguien que coincida tantas veces en casos parecidos, aunque tenga buenas coartadas, es el primer sospechoso… según el manual del buen investigador…
– Lo que usted nos ha dicho es casi una acusación…
– ¡Nada de eso, señor director… Usted siempre me interpreta incorrectamente. Yo solo digo, que pudiera resultar sospechoso… no he dicho que lo crea culpable…
–Tiene razón… creo que debo ser menos receloso y no ir más allá de las palabras, pero usted sabe…, uno escucha tantas cosas inverosímiles que lo hace ver fantasmas, donde no los hay…
– No se arrepienta. Lo entiendo perfectamente. Ahora, por ejemplo me ha llegado un correo electrónico…
– ¿¡Correo electrónico!? –Exclamó el director con marcada sorpresa–
– ¡Sí! Eso que llaman E-mail –Respondió don Sindulfo–
– ¿Pero usted tiene una computadora? …Me había dicho que seguía escribiendo en su vieja máquina de escribir Underwood.
– Y es así... en realidad lo vi en el ordenador de un amigo. El hecho es que han organizado algo al que llaman: Propuesta a la reforma de la ley electoral de Cuba del 1992. Y estos dicen que aspiran a que todos los cubanos que viven en el exterior puedan votar en las elecciones que dicen hay en Cuba. El grupo dice agruparse en la: Democracia Participativa, aquella orquestada  por los dialogueros de entonces, pero que parecen se han reciclado y mantienen el propósito de reconocer como aceptable al régimen castrista.
– ¡Es demencial creer que lo que se realiza en Cuba para designar a los elegidos son unas elecciones.
– No es demencial, es peor, es algo fríamente calculado… ¿no ha escuchado que pretendían nominal a Raúl Castro para el Novel de la Paz…?
–¿¿…??
– ¡Sí! Ese que le dieron ahora a Juan Manuel Santos, por premiar a las guerrillas de la FARC y años antes le habían dado  a Rigoberta Manchu que era una colaboradora con las guerrillas comunistas en Centro América.
–Es terrible don Sindulfo, estamos viviendo los últimos días…
– ¡No señor director! No lo vea así, véalo mejor con el conocimiento que hoy es el primer día del resto de su vida. Y que nada de lo hoy comentado es peor que la elección de este par de impresentable que tenemos como aspirantes a la presidencia de los EE.UU.
– ¡Es cierto! Hoy cabe decir mejor que siempre ¡Dios Salve a América!
– ¡Amen, señor director…Amen…

 

 

LA ETICA VERSATIL DE LA POLITICA

Posted: 09 Oct 2016 05:19 PM PDT


Por Alberto Medina Méndez
Muchos dirigentes políticos se ofenden cuando se sienten criticados por la actividad que han elegido como profesión. Sostienen que la generalización es siempre una injusticia y en eso probablemente tengan un poco de razón.
Algunos personajes de ese ambiente encajan perfectamente en la descripción universal, pero otros intentan salir de la matriz habitual. Pocos lo consiguen pero es cierto que existen unas pocas excepciones a la regla.


El problema de fondo está vinculado a los antecedentes de la clase política. El descrédito no es producto de una campaña de ensañamiento contra los dirigentes, sino de una percepción de la sociedad, siempre subjetiva, que observa múltiples conductas impropias en los líderes convencionales.
Historias de corrupción y despilfarros, de abuso de poder y soberbia, de inadmisibles posturas reiteradas hasta el cansancio, de manipulaciones perversas e intrigas infinitas. La lista de indeseables comportamientos es demasiado extensa y la gente los identifica de este inconfundible modo.
            El que está fuera del poder, el opositor de turno, intentará diferenciarse al máximo señalando con dureza a los que gobiernan, mostrándolos como seres maliciosos dignos del más absoluto repudio popular.
            Es interesante analizar esto en perspectiva porque un instante de la política contemporánea no alcanza a exhibir con realismo esa dinámica cambiante en la que los actores mutan sus roles y quienes gobiernan dejan el poder en manos de los que hasta hace poco estaban en la vereda de enfrente.
           Es allí cuando la moral con mayúsculas entra en escena con contundencia. Se observa claramente como los paradigmas terminan girando, como los valores se deterioran y lo que hasta ayer era cierto, ahora deja de serlo.
           Los que eran poderosos y cometieron todo tipo de desmadres ahora pretenden que sus adversarios sean transparentes, inmaculados, que rindan cuentas y cumplimenten todas las normativas, esas mismas que ellos pisotearon vulnerándolas durante años sin descaro, ni pudor alguno.
            Los flamantes triunfadores ya no pueden ampararse en sus acostumbradas críticas despiadadas. Ahora les toca ser protagonistas y tomar la iniciativa a diario. Ya no alcanzan los rimbombantes discursos desde la cómoda postura de observadores circunstanciales analizando todo cruelmente, buscando siempre los errores ajenos y siendo punzantes en sus consideraciones.
            Es tiempo de realizaciones, de lidiar con la realidad, de hacer lo que prometieron, de tomar determinaciones con coraje superando obstáculos y dejando de lado los inconvenientes que inexorablemente aparecen.
              Lo curioso es observar como ese nuevo oficialismo ahora naturaliza lo incorrecto. Lo que antes estaba mal ahora parece estar bien. Lo que en el pasado configuraba un atropello ahora emana del mandato de la sociedad.
           Cuando eran minoría, reclamaban respeto por las opiniones ajenas, tildando de antidemocráticos a los que les refregaban los fríos números electorales. Hoy son ellos los que cuentan con ese respaldo y no les parece tan mal ufanarse de ese apoyo coyuntural para avalar cualquiera de sus decisiones.
           Hasta hace poco derrochar recursos de los contribuyentes les parecía inapropiado. En el ejercicio de gobernar esos dineros han tomado otra entidad y ahora les parece lógico malgastarlos en cuestiones personales, gestiones privadas y hasta familiares haciendo que lo paguen los ciudadanos, como si de pronto se hubiera convertido en algo legítimo.
            Convivir con la ineficacia, la informalidad y el despilfarro ha pasado a ser un hábito y ahora que están en el gobierno, esas cuestiones ya no molestan como antes. Es como si los parámetros hubieran mutado velozmente.
           El modo de hacer política sigue siendo muy parecido. Utilizar los recursos del Estado para hacer proselitismo, financiar la acción partidaria desde las arcas públicas es moneda corriente. Sostienen ahora que en el pasado los otros lo hacían y que no existe razón alguna para no continuar con ese esquema. Ese argumento no convierte mágicamente lo inmoral en justo.
          Amedrentar adversarios, comprar voluntades con dádivas, hacer favores políticos designando amigos en cargos públicos, obtener dudosos apoyos parlamentarios a cambio de transferencias de recursos para jurisdicciones de otro signo político, siguen siendo parte del patético paisaje.
            Es importante comprender que la moralidad de las decisiones no se debe medir según el lado del mostrador en el que se está operando. Esa circunstancia no lo describe. En todo caso justamente son sus actitudes cuando detenta el poder las que mejor explican su verdadera naturaleza.
           Por mucho que se molesten algunos dirigentes y también sus partidarios, no alcanza con hacer ciertas cosas bien. No tiene que ver con la eficacia de la gestión y sus eventuales resultados efectivos. La integridad de un líder político no depende ni del éxito, ni del fracaso de sus políticas públicas.
         Si realmente se quiere jerarquizar la actividad política es tiempo de que los que la ejercen muestren señales inconfundibles con sus comportamientos cotidianos. Si quieren ser respetados tendrán que hacer un esfuerzo mayor y proceder en consecuencia priorizando los valores apropiados.
           Hasta ahora, lo que se logra identificar fácilmente es una sinuosa actitud, una zigzagueante conducta, una cuestionable impronta que confirma un rumbo con una larga y deplorable tradición, cuya característica principal sigue siendo la ética versátil de la política.

 
 
 

COLOMBIA. NO A LA IMPUNIDAD

Posted: 09 Oct 2016 11:39 AM PDT

Por Pedro Corzo.
Son muchos los que consideran que los compromisos ciudadanos están en quiebra, que en las nuevas generaciones la tendencia es la frivolidad y  la evasión  de los problemas sociales y hasta personales, pero hay atisbos  de una reserva invalorable de  civismo en el rescate que el  "Chavo" Samuel, un joven de Medellín, hizo de esta frase de Mahatma Gandhi  "Un NO pronunciado desde la más profunda convicción es mejor que un "sí" pronunciado meramente para complacer, o peor, para evitar problemas".
Samuel, a quien es de suponer por su comentario es partidario de la Paz pero basada en la justicia, obliga a pensar que muchos de los que votaron por el Sí lo hicieron porque llegaron a la conclusión que un mal acuerdo es mejor que una buena pelea, un craso error,  porque los problemas sociales son como los volcanes, acumulan energía hasta que un día eructan toda su furia.

          Cierto que hubo una gran abstención y se puede especular ampliamente sobre las consecuencias de una mayor participación popular, sin embargo, el resultado del plebiscito deja espacios para pensar que una participación mayor habría posibilitado un NO más rotundo, porque el resultado del conteo confirma que la mayoría ciudadana comparte la visión de Gandhi. Considera que hay que actuar por convicción por encima de las formalidades, incluidas las corrientes de opinión por poderosas que estas sean.
               El presidente Juan Manuel Santos, la gran prensa nacional, y la mayoría de los que tenían la posibilidad de hacer públicas sus opiniones criticaron con extrema severidad a los partidarios del NO que prácticamente contaron solo con las redes sociales para promover su posición.
             Por su parte Santo amenazó con el recrudecimiento de la guerra y un país sumido en la violencia urbana extrema. Advirtió que no habría una segunda oportunidad. La paz a su manera, o la guerra total.
             La prepotencia de Santos le condujo a convocar el encuentro de Cartagena. Dio por sentado que su voluntad sería acatada. Suscribió los acuerdos con las FARC sin conocer la opinión ciudadana, enredando en su aquelarre a  numerosos líderes internacionales  que participaron en el conclave sin preguntarse cuál era la opinión del electorado colombiano, una práctica  común de muchas de las familias presidenciales que esconden bajo la alfombra suciedades propias y ajenas, porque prefieren ignorar lo que padecen la gente de cada país, como consecuencia de los excesos de sus respectivos gobiernos.
             Después del fracaso plebiscitario la soberbia presidencial se esfumó. Santo quien afirmó que no había otra alternativa que los acuerdos que había suscrito con las FARC, que hizo campaña advirtiendo  de una guerra más cruenta que la padecida, ha dispuesto que sus negociadores viajen a La Habana - incompresible sede de los diálogos de Paz porque fueron los Castro los que nutrieron por décadas la guerra fratricida colombiana- para discutir con los jerarcas de la narcoguerrilla el resultado del plebiscito.
             Como va a reaccionar la FARC a largo plazo es una gran interrogante. Fueron vencidos en la guerra y estuvieron a punto de tener todos los laureles de la paz. Las condiciones de los convenios le otorgaban la victoria que no habían conquistado.
               Con independencia a la impunidad por sus crímenes, incluido el narcotráfico,  se le concedieron posiciones congresionales por decreto, una condición contraria a la democracia.
               Durante décadas las FARC han pretendido representar la voluntad popular, pero la decisión del electorado lo ha desmentido rotundamente. Este plebiscito no solo refleja la derrota de los acuerdos, también el repudio de la población a la narco guerrillas y a que se le concedan privilegios.
              Si realmente las FARC están a favor del fin del conflicto como afirma Rodrigo Londoño, es de suponer que aceptaran renegociar. Cierto que los beneficios serán menores, pero podrán reincorporarse a la vida civil aunque quizás tengan que pagar algunos de sus crímenes.
             Los partidarios del No también tendrán que ceder terreno. El blanco y negro de los acuerdos tendrá que ser menos rutilante. Todos tendrán que hacer concesiones, no hay alternativas,  la paz no va a transitar por la impunidad de Santos, pero tampoco por una justicia absolutamente ciega capaz de decidir en base a los actos y no a la conveniencia.
             Los colombianos nos han dado un buen ejemplo. Contrario a lo que ocurre la mayoría de las veces, la derrota de lo políticamente correcto no fue para favorecer una corriente política excluyente, voluntarista y depredadora de derechos, sino para procurar un nuevo acuerdo en el que los verdugos no sean tratados como héroes.
 
 
 

GANADORES DEL CONCURSO PERIODISTA "JOSE ROHAIDY"

Posted: 09 Oct 2016 12:18 PM PDT

EL CENTRO CUBANO DE ESPAÑA ha recibido la siguiente noticia, remitida gentilmente por Dª. Ana Cueto-Acosta, Secretaria del CNP (Exilio) - Delegación de New Jersey y New York, que compartimos con Ud., relativa a las actividades culturales del Exilio cubano 
 Ganadores del Concurso Periodístico "José Rohaidy" del Colegio Nacional de Periodistas de Cuba (Exilio) Delegación New Jersey y New York
 La Delegación de N.J. y N.Y. del Colegio Nacional de Periodistas de Cuba (Exilio) presidida por el Dr. Antonio A. Acosta,  se enorgullece en dar a conocer los nombres de los ganadores del
Concurso Periodístico José Rohaidy (establecido en el año 2015) en memoria de quien haya sido un honesto y excelente periodista y un magnífico ser humano. 
El tema del Concurso fue: Cuba – Costumbres y eventos culturales y los laureados son los siguientes.    
1er  Premio  concedido a:  José Antonio Hechavarría, periodista, historiador, Tesorero de nuestra Delegación y residente de New Jersey,  por su trabajo titulado: La esclavitud en el origen de la "Conga" como cultura cubana y patrimonio de la Humanidad.
2do  Premio concedido a: Roberto Soto Santana, escritor, abogado, historiador y residente de Murcia, España, por su trabajo titulado: La contracultura democrática que necesita Cuba, para recuperar y reanudar el itinerario interrumpido de su Cultura.
3er  Premio concedido a:  Orestes Rodríguez,  escritor, periodista y residente de Miami, Florida, por su trabajo titulado: Cuba – Costumbres y eventos culturales.
 
Mención de Honor concedida a: René León, escritor, periodista, historiador, editor de la Revista Digital Pensamiento y residente de Tampa, Florida por su trabajo titulado: El Circo.
 Los premios correspondientes serán entregados personalmente a los que asistan al Banquete Anual conmemorando el Día del Periodista Cubano que celebra nuestra Delegación el domingo 30 de octubre de 2016 en el Restaurant Las Palmas en West New York, N.J. a la 1:00 P.M. y por correo postal a los que no estén presente.
Este año, además de entregar un certificado también publicaremos un folleto con los trabajos de los ganadores,  para promover la cultura y dar a conocer estos magníficos trabajos.

 

AFIRMA DELIA FIALLO, QUE VOTARA POR DONALD TRUMP

Posted: 09 Oct 2016 11:23 AM PDT

 
Para presidente de los Estados Unidos de América voy a votar por Donald Trump. ¿Quién iba a decírmelo? Al principio de las nominaciones tuve preferencia hacia Ted Cruz por su brillante inteligencia y la firmeza con que mantenía sus criterios a pesar del costo político que podría ocasionarle, puesto que creía en ellos. Me atrajo también la juventud promisoria de Marco Rubio, su elocuencia, sus ideales. No pudo ser y ahora mi candidato es este hombre que con su actitud prepotente parece pretender en todo momento resultar desagradable y odioso.
Confieso que lo que no me agrada de Trump es su estilo. ¿Pero no será preferible esa forma de expresarse de alguien que dice su verdad con franca rudeza, a los planteamientos rebuscados de un discurso hipócrita que calculadamente busca engañarnos? Además, yo no creo que Trump sea tan fantoche como aparenta. Pienso que sencillamente capitalizó la desilusión, la frustración y la indignación del pueblo americano, se creó un personaje contestatario y desafiante y le salió bien. Si así logró quedar a la cabeza de los aspirantes y conquistó los millones de partidarios que tiene, no puede echarse atrás. Ese personaje tendrá que mantenerlo hasta el final.
En cuanto a los votantes republicanos, opino que por salvar orgullosas dignidades personales no podemos cometer el tremendo fallo de sacrificar la unidad del partido, porque con eso caeríamos en el entreguismo y rozaríamos la traición. El que se abstenga de votar le está concediendo un voto a los demócratas y nuestro deber es elegir a un presidente republicano. Si la gran mayoría de muestro partido ha postulado al señor Trump, tenemos que respetar esa voluntad. Por mi parte, además, dejando a un lado "sus maneras" yo sí estoy definitivamente de acuerdo con su plataforma política, porque me cuento entre los que desean que los Estados Unidos de América "vuelvan a ser lo que fueron"
¿Y que fueron? Pues el país de los derechos individuales inviolables, el país de las oportunidades, con una populísima clase media muy bien acomodada que podía viajar, tener ambiciones, superarse. El país con un estricto sistema judicial que no le permitía ni al personaje más poderoso faltar a la ley impunemente. Un país con fronteras seguras para recibir a una inmigración razonable a la que se le pueda ofrecer ayuda social y económica, no a una verdadera invasión de ilegales imposible de asimilar, cuyo costo cae sobre las espaldas del propio pueblo americano. Y para resumir, un país sin tantos odios, sin tanta inseguridad adonde todo el mundo quería venir y que era respetado internacionalmente.
Como si los argumentos que acabo de exponer no bastaran, parece que la situación se ha hecho evidente, pues según una encuesta actual el 65% de la ciudadanía cree que vamos por un camino equivocado y que los Estados Unidos de América "ya no es lo que fue". Lo malo es que no saben que vamos por un camino peor de que piensan. Porque "la cosa" de los ocho postulados de Saúl Alinsky, (inspirador de Hillary Clinton y Barak Hussein Obama), para transformar a una democracia en una sociedad comunista, va como sigue:
Postulado 1) Controla el cuidado de la salud y controlarás a la gente. (Ahí está el Obamacare, impuesto por el Estado y hasta con multas) LOGRADO YA.
 
Postulado 2) Aumenta cuanto puedas el nivel de pobreza, la gente pobre es más fácil de manejar. (No hay suficientes empleos, la gente depende de programas sociales, 148 millones reciben ayuda gubernamental, sellos de alimentos) LOGRADO YA.
 
Postulado 3) Aumenta la deuda nacional. (Tenemos una deuda de 20 trillones de dólares) LOGRADO YA.
 
Postulado 4) Control de armas. Quítenle al pueblo la posibilidad de defenderse. CASI LOGRADO.
 
Postulado 5) Bienestar Social o Welfare: Controla todos los aspectos de la vida de los ciudadanos: alimentación, vivienda, etc. LOGRADO YA.
 
Postulado 6) Educación: Controla lo que la gente lee y escucha y lo que los niños aprenden en la escuela. CASI LOGRADO.
 
Postulado 7) Religión: Destruye la fe en Dios, retira símbolos y rezos del gobierno y las escuelas. LOGRADO YA.
 
Postulado 8) Despierta odio entre las clases: Divide a la gente en ricos y pobres, divídelos racialmente. LOGRADO YA.
 ¿Será posible que los demócratas nos lleven a unos Estados Unidos de América Comunista? ¡Cuidado! Cuba era un país alegre, próspero, amante y defensor de la libertad, donde se pensaba que jamás podría caer el comunismo, y cayó y ahí está. Otro riesgo es la pretendida idea de nacionalizar a 14 o 20 millones de indocumentados, cuando estudios demográficos están anunciando que en una o dos generaciones vamos a tener aquí mayoría étnica latina y con el poder del voto van a ser ellos los que decidan quién será el presidente de este país y las leyes que lo gobernarán. ¿Es justo que los que nacieron en esta tierra la pierdan a manos de aquellos a quienes les abrieron las puertas? De ahí nace el primer odio del nativo hacia el extranjero, pues en vez de recibir gratitud lo que oye es el impertinente grito: "¡Sí se puede!"
En todas partes hay confrontaciones sociales, pero nunca hubo en este país un odio de clases tan grande como ahora. Se ha exacerbado el rencor del que no tiene hacia el que tiene. Ser rico es como un delito, no importa que lo que alguien tenga lo haya obtenido honestamente con su trabajo, su esfuerzo, su inteligencia, sus sacrificios. Hay un deseo mezquino de quitarle, de arruinarle. Y ahí tenemos al IRS, un organismo parásito con cientos de oficinas y miles de empleados prestos a meterle las manos en los bolsillos a cualquier infeliz triunfador.
La esclavitud quedo atrás, las diferencias entre negros y blancos se fueron superando. Aunque aún hubiera cierta discriminación íbamos bastarte bien, hasta que un guardia nocturno tuvo que matar a un desdichado joven negro que le estaba destrozando la cabeza contra el suelo. Fue juzgado con todas las de la ley y absuelto al probarse que actuó en defensa propia. Entonce, el señor Obama declaró públicamente: "Si yo tuviera un hijo varón, quisiera que fuera Trayvon" Y con eso levantó una oleada de odio racial incalculable.
Lo mismo fue imprudente el señor presidente cuando hizo una increíble confesión pública de su pacifismo: "Yo no enviaré soldados americanos a pelear a ningún lugar del mundo." Eso fue como una patente de curso para el terrorismo internacional, que desató su barbarie con plena impunidad al saber que no serían castigados ni combatidos por el único ejército que podría derrotarlos. Y aquí pudiera haber un odio flotando por todas las víctimas que lejos y cerca, está causando ese terrorismo desatado.
Faltaría mencionar la rabia y el dolor que siente mucha gente ante tantos abusos, mentiras y escándalos encubiertos, porque en el Ministerio de Justicia, primero Eric Holder y después Loretta Lynch han sido peones de ajedrez manejados por las manos del señor presidente. Y la señora Clinton, (bautizada como "Lady Liar" por Roberto Luque Escalona, como "Mrs. Chanchullo" por Anolan Ponce y "La Reyecita" por mí) ha resultado intocable a pesar de todos las cosas oscuras en las que ha estado involucrada.
Por todo lo anterior, no voy a votar demócrata. Además, ¿qué les debemos los cubanos americanos a los demócratas? Primero, la traición de Kennedy en Playa Girón, que si hubiera dado la ayuda que prometió nos hubiéramos ahorrado tanto dolor, tantas muertos y hasta la destrucción de nuestra hermosa y amada patria que aun los Castros no habían consumado. Después la orden de Clinton de la sacar de casa de sus abuelos a punta de ametralladoras al niño Elián, cuya madre murió por traerlo a un país libre para entregárselo al padre que se lo llevó a Cuba donde le lavaron el cerebro y lo convirtieron en una cacatúa repitiendo las consignas del sistema: " Seremos como el Che" etc. Y por último, la más cruel de las leyes, también firmada por Clinton, de pies secos pies mojados, que a los que arriesgan sus vidas lanzándose al mar en busca de libertad los devuelven al infierno de donde trataron de escapar, para allí ser castigados sin piedad.
Yo deseo la recuperación de los principios morales y religiosos que hicieron grande esta nación y también ver rescatado el respeto internacional que tradicionalmente tenían los Estados Unidos de América y que se ha perdido. Por eso no quiero que en la señora Clinton se prolongue una continuidad del señor Obama.
A los votantes indecisos y temerosos les recuerdo que no estamos en una dictadura en la que gobierna un solo hombre. Existe un Congreso y una Cámara de Representantes, fuertes instituciones que controlan el poder, se rigen por la opinión pública y pueden ponerle camisa de fuerza a cualquier loco que pierda la chaveta. Además, Trump no alardea de "político", él se va a dejar asesorar. La otra, como siempre, va a hacer "lo que le salga", que corrientemente no ha sido muy bueno que digamos. En todo caso, Donald Trump es una incógnita y en toda incógnita caben esperanzas. Mientras que de Hillary ya todo lo sabemos, no hay nada que descubrir. Fría, calculadora, mentirosa, arrogante, arrastrada por una ambición desmedida que no la detiene ante nada. Una certeza aterradora.

 

COSTUMBRES DEL AYER DE TRINIDAD "UNA LEYENDA CUBANA"

Posted: 09 Oct 2016 08:48 PM PDT

Por, René  León, historiador y poeta

Se lo juro a Uds. Que en Trinidad las costumbres e historias, nadie se las puede imaginar allá por el 1800 en adelante. Como es natural en este caso, sólo los sinvergüenzas se sabían aprovechar de ellas, en especial los delincuentes. Porque en el caso de los esclavos es diferente. Pero vayamos a la historia.
         Se cuenta que la ermita de la Santa Cruz de la Piedad, que se encontraba en las afueras de Trinidad, cerca del río Tayaba, había una ermita, en realidad en aquellos tiempos llamaban ermita a una construcción que se estaba cayendo, por la falta de cuidado. Yo no sé de donde salió como dice la historia un Fraile trinitario, que se llamaba Nazario o Domingo, eso no viene al caso. Se le ocurrió poner sobre una piedra, una cruz de "guayacán" (árbol de madera dura y resistente. De la extracción del guayaco es usado para medicina como sudorífico). Se le puso el nombre de la Piedad, porque cuanto delincuente se abrazaba y arrodillaba delante de la cruz, y pedía perdón  lo obtenía. (Si fuera hoy en día la cola fuera de "madre").

       Sigamos con la historia. En el caso de los esclavos prófugos era diferente. Sabe Dios cuanto habían pasado con sus dueños. Fueron tantos los que iban a pedir perdón, que se levantó una cobija de guano, que era cuidada por dos morenos libres ya ancianos, llamados uno Melchor y el otro Bartolomé. Cerca de allí se encontraba la fábrica de la "bomba" de agua que surtía del precioso liquido a Trinidad, y decían que era beneficiosa para la salud. (Si pudiera conseguir unos cuantos galoncitos de agua me vendrían muy bien, yo me conformaría que me creciera el pelo). La ermita fue destruida por un incendio. Como eran las cosas en aquellos tiempos. Las campanas que tenía la ermita fueron llevadas prestadas por petición del Gobernador de la ciudad, Francisco Gutiérrez de Rivera para que sirvieran de reloj a la ciudad. Total que las campanas no volvieron más para la ermita, y esto pasaba en 1753. En 1785 se pidió retornar las campanas. Se reunió el cabildo, y juraron por cuanto santo ellos conocían que sería devuelta a la ermita. Según tengo entendido tuvieron que fabricar tres cencerros grandes en sustitución de las campanas.
       Todos los años se celebraban las Romerías de la Cruz de la Piedad, cientos de personas participaban de los alrededores; si eso fuera hoy en día, se llenaba aquello de violadores de taxes y de promesas para el pueblo. Pues bien, arrodillados ante la cruz, los delincuentes se arrepentían de sus delitos. Cerca de allí corría el río, y temprano en la mañana las lavanderas se dirigían a lavar las ropas, eran cuidadas por un vigilante o cuidador como eran llamados. Como son las cosas de la vida, ayer como hoy. Fue decayendo el entusiasmo por las actividades en la ermita por 1830, y se dejó al cuidado de la ermita al moreno Manuel Zerquera.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Nota: sólo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.